Le Fantôme de l’éditorial

 

9299706_xxl_1492402622722_1492448803880

Le Fantôme de l’éditorial, en español El Fantasma de la Editorial, es un relato anónimo basado en la novela gótica de Gastón Leroux “El Fantasma de la Ópera”, que combina misterio, terror y tragedia. Nadie sabe con exactitud cuándo, dónde y bajo qué circunstancias fue publicado, pero trata sobre un escritor enmascarado que deambula por las catacumbas de las editoriales en busca de un corrector ortotipográfico que se ajuste a su escaso presupuesto para así poder publicar su primera antología de relatos. Ambientada en el París del siglo XXI, con una estética neopunk, el fantasma representa al genio incomprendido que, sin tener ninguna deformidad, decide usar una máscara, supuestamente para imitar al personaje de Leroux. El relato arranca con una breve introducción, en la que el autor compara su propia odisea en pos de una editorial que acepte publicar su inusual antología, con la historia del compositor de rostro desfigurado que se oculta en el Palacio Garnier u Ópera de París a fines del siglo XIX. Posteriormente, la acción se sitúa en una editorial construida sobre un lago subterráneo, donde todos afirman que las dependencias están encantadas por un fantasma, sin sospechar que se trata de “El Fantasma de la Editorial”, un escritor furtivo que los espía desde múltiples pasadizos secretos, al acecho de un joven corrector que cree estar inspirado por un ángel literario. De forma inesperada, el joven se ve forzado a reemplazar al, hasta entonces, divo de la corrección, al que el Fantasma decide sacar de escena descomponiendo el ascensor y haciéndolo caer al vacío por encontrarlo poco prolijo. El muchacho es ascendido y gana las simpatías de sus compañeros de trabajo, incluyendo el de su amor de infancia, la hermosa duquesa de Augier. Al Fantasma de la Editorial le importa nada la relación del muchacho con la duquesa y, cegado por sus intereses personales, aparece detrás de uno de los espejos del baño para secuestrarlo y llevarlo a vivir a las catacumbas, ubicadas debajo del edificio. Esta vez, la acción se traslada al mundo subterráneo del Fantasma, un lugar tétrico y en penumbras, donde el joven es obligado a trabajar sin descanso. Es allí que descubre que, tras la máscara aberrante del Fantasma, se oculta el rostro común y corriente de un escritor desconocido. Grita de terror al contemplar su verdadero semblante, pero el Fantasma no se altera y promete liberarlo solo cuando haya concluido la corrección de sus relatos. El joven acepta y pronto se encuentra dividido entre el amor de la encantadora duquesa y su fascinación por la vanguardista y notable redacción del Fantasma de la Editorial. Tal vez, el momento mejor logrado por el autor es cuando el corrector se entera que su ángel literario es el mismísimo Fantasma, responsable del accidente del ascensor y decide escapar de París, mientras el escritor, desesperado, deja caer un macizo libro sobre la duquesa, provocando su muerte. Ese hecho desemboca en la última confrontación entre el Fantasma de la Editorial y el corrector ortotipográfico, dejando al lector enfrentado a un final abierto y con las interrogantes: ¿Qué sucedió con el corrector? ¿El Fantasma logró publicar su antología de relatos?

Valoración ☆☆

Lectura recomendable solo para un viaje en autobús y horas de ocio.

Apto para admiradores de las icónicas películas de horror El gabinete del doctor Caligari, Nosferatu, El fantasma de la Ópera y los actores Klaus Kinski, Lon Chaney y el compositor Andrew Lloyd Webber.

Anuncios

17 comentarios en “Le Fantôme de l’éditorial

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s