Océano Insondable

 

20161220_133036_1482251675745.jpg

El hombre sentado frente a mí, miraba el suelo con ojos fijos y obsesionados. Su mente, roída por una idea, al igual que una manzana roída por un gusano, devoraba su lógica, guiándolo al barranco de la locura. Contraseñas, su vida se había transformado en un lío de contraseñas tan elaboradas, que ya no solo cumplían la misión de resguardar su seguridad ante terceros, sino que, paradojicamente, ante su propia existencia. Como si él fuese un antiguo disco de vinilo, y se hubiera rayado de tanto repetir la misma tonada, absorto, murmuraba una letanía de palabras y números, absurda e inentendible. Todo indicaba que el matiz de sus claves, cada vez más rebuscadas, habían agravado sus síntomas neuróticos, conduciéndolo a su actual estado; sin embargo, algo en ese desconocido me inquietaba de sobremanera.
-Es uno de mis pacientes más singulares -me informó su médico-, admito que es mi primer caso con este tipo de patología.
-Es el primero de muchos, la mente humana es un océano insondable -dije en voz alta.

Al instante, una risita escalofriante brotó de la garganta del hombre, que en un frenético in crescendo, entre carcajadas maniacas, exclamó:

-¡Mi contraseña, recuerdo mi contraseña, basta de captchas, yo no soy un robot, soy una persona y no necesito claves para acceder a mis pensamientos, lo sabía, siempre lo supe!

Y volteando su cabeza hacia mí, me observó con ira, y en un acto casi profético, sentenció:

-OcéanoInsondable348, esa es mi contraseña; y tú, ¿aún eres mi hijo o ya olvidaste tu contraseña para recordarme?

Anuncios

34 comentarios en “Océano Insondable

      1. Son tantas que hasta pareciera que necesitamos una clave para entrar en nuestros propios pensamientos. Cada vez más masa y menos individuos, un número de tantos, como tú bien lo dices…

        Me gusta

  1. Bonjour belle ZOE à quel inconnu as tu eu à faire dans ton texte je pense menteur
    Mon passage sur ton joli blog
    Ce sont mes 2 mains sur mon clavier
    Sur un profil une belle image
    Qui derrière cet écran se trouve une personne de gentille
    La ou je retrouve une de mes meilleurs amies ou amis
    Je te fais un énorme sourire même si tu ne vois pas
    Dans le fond de mon cœur je te l’offre
    Passe une agréable journée
    Surtout ensoleillé ,chez moi le temps pas extra
    Bise amicale Bernard

    Le gusta a 1 persona

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s